Friday, March 30, 2012

La Cultura detras del anime: Yokai de la semana: Tesso

Yokai de la semana: Tesso
Arte "cortesia" de Gegebo.

Nombre: Tesso
Estatura: mas o menos la de un ser humano adulto.
Peso: Mas o menos el de un ser humano adulto.
Locomocion: Bipedal Y cuadrupeda
Razgos distintivos: Cuerpo de rata, viste andrajosos habitos de monje.
Alimento favorito: Textos sagrados
Sus armas: Sus colmillos de acero, puede atacar en ejercitos de ratas.
Debilidades: desconocidas
Alimento favorito: El conocimiento humano
Abundancia: no prevalente
Habitat: Las bibliotecas de los templos
Raigo, el "monje rata"
Sobre ellos: Su historia se remonta hasta el periodo Heian y mas especificamente al reinado del emperador Shirakawa, quien estuvo en el trono de 1073 a 1087. Tesso significa literalmente "rata de acero" pero se cree que alguna vez fue un monje budista que se llamaba Raigo. A el se le habia ordenado que rezara por el nacimiento de un heredero real, con la promesa de que si sus oraciones tenian fruto, se le expanderia su templo. A pesar de que el heredero si nacio, su recompenza le fue negada y todo por las intrigas politicas de la corte que favorecian a otros templos "rivales" antes que al de Raigo, quien habia rezado con todo su fervor. El inicio una huelga de hambre que culmino con su muerte. El reencarna como Tesso, un extraño hibrido de humano y roedor, con un hocico lleno de dientes de acero, pero lo mas temible era su habilidad de poder llamar y controlar a las ratas a su antojo. Se dice que el lidero una horda de ratas en un ataque contra las bibliotecas de los templos de sus rivales, notablemente el templo Enryaku de Kyoto. Con su ejercito de ratas, consumieron incontables cantidades de efigies budistas, sutras sagradas y otros importantes textos religiosos. Algunos escribanos cuentan que Tesso y su ejercito fueron atraidos a un pozo y los enterraron vivos. Otros dicen que escapo y que puede seguir suelto por ahi hasta estos dias.
Su ataque: Afortunadamente el Tesso parece que sacio su sed de venganza en el siglo 11, pero en el raro caso que atacara otra vez, los bibliotecarios en los templos budistas son los que tienen mas que temer. Si estas tu en esta categoria, lo mas recomendable es realizar revisiones periodicas a la estructura de tu templo, asegurandote de que no tenga fisuras o huecos por donde pudieran pasar roedores y no estaria de mas poner trampas. Pero si realmente quieres la mayor proteccion de tu templo, construye una trinchera alrededor de el y pon en su fondo unos cuantos textos y libros que sean sacrificables a manera de carnada, para que los atrapes ahi. Si esta estrategia funciono en el siglo 11, Por que no habria de funcionar ahora tambien?
El templo del monje Raigo puede ser visitado en la actualidad. Este se llama Mii-dera y esta en la ciudad de Otsu, en la prefectura de Shiga.

No comments:

Post a Comment